Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies cerrar
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta
Clinica Dental Merino Cuesta

Destacados

Tratamiento de rejuvenecimiento facial

1. ¿Qué son los rellenos faciales?

Las arrugas representan uno de los primeros signos aparentes del envejecimiento. Hay que distinguir las arrugas de expresión de los pliegues de hundimientos secundarios a una relajación cutáneo-mucosa.
Las diferentes técnicas para corregir arrugas, persiguen generalmente un doble objetivo: el relleno nivelador y la estimulación del tejido correctivo, por medio de introducción de distintos materiales inyectables.
Estos materiales inyectables pueden ser reabsorbibles (que el organismo los destruye con el tiempo, generalmente unos meses) o permanentes. Actualmente disponemos de más y mejores materiales de relleno, que nos permiten no sólo corregir defectos o imperfecciones faciales como lipodistrofias, aumentar un mentón, etc.
Los rellenos son una magnífica opción para corregir de forma eficaz, rápida y cómoda las arrugas y los pequeños pliegues de la piel. Asimismo, gracias a esta  técnica de relleno también se consigue aumentar el volumen y grosor de los labios dándoles un aspecto más turgente y sensual, permitiendo además moldear el mentón.
El procedimiento es rápido, seguro y prácticamente indoloro. Consiste en la infiltración del material de relleno en la piel, en pequeñas cantidades, utilizando una aguja ultrafina. Según la zona a tratar se puede utilizar anestesia local o tópica.

 

2. Material de relleno

Actualmente utilizamos el ácido hialurónico, ya que es una sustancia que está presente en los tejidos, retiene y conserva el agua en la piel, y cuya producción se reduce con el paso de los años. Tiene como ventajas que es biodegradable, no permanente y no requiere pruebas cutáneas, antes de su aplicación. 

Lo tenemos disponible en distintas densidades para su aplicación a distintos niveles faciales.
Las moléculas más densas están indicadas para la corrección de surcos profundos como nasogenianos o la proyección de pómulos. Los resultados obtenidos van remitiendo con lentitud, lo que permite realizar ajustes en el tiempo.

 

3. ¿Qué duración tiene un relleno facial?

La duración está en función del tipo del relleno facial elegido. Estas sustancias para relleno son transitorias (6 meses a 1 año). Le permitirá lucir resultados sorprendentes, naturales y duraderos sin modificar la expresión de su rostro.

 

4. ¿Cómo es el tratamiento con rellenos faciales?

Son tratamientos indoloros y de corta duración (de 15 a 20 minutos). Se consigue un resultado estético rápido y muy satisfactorio, pudiendo reincorporarse el paciente de inmediato a sus actividades cotidianas. Los resultados buscados se ven en el momento. Su mayor ventaja: permitirá lucir resultados sorprendentes, naturales y duraderos sin modificar la expresión de su rostro.

 

5. Efectos secundarios

Después del tratamiento y dependiendo de la reacción de la piel, el paciente puede experimentar enrojecimiento del área, hinchazón o sensibilidad. Todos estos síntomas son previsibles y totalmente normales, desaparecen a los pocos días y pueden ser camuflados bajo el maquillaje.

 

6. ¿Cuánto cuesta el tratamiento?

Siempre depende de la zona a tratar, de que sea una sola zona o varias, del material de relleno que se utilice y de la cantidad necesaria. Después de analizar las necesidades de cada paciente, realizamos un presupuesto personalizado y sin compromiso.

Etiquetas de la sección

tratamientos | rejuvenecimiento | facial